Las mujeres gritan... y muy fuerte


Saludos amigos y lectores de las trotadas de este su burrito favorito (después de Platero, claro)



Más alto y más fuerte



El día viernes 04 de marzo pude asistir a la inauguración de Flores del desierto, una exposición de pintura en el Club cultural Buenavista (Av. de los toreros 5-Madrid). Esta forma parte de las actividades de Grito de Mujer 2016, congreso organizado por el Movimiento Mujeres Poetas Internacional (MPI) Inc.

                   Hasta el 12 de marzo pueden y deben visitar esta expo.





By Emilia Díaz, quien ha sabido captar
la belleza de la mujer en una mirada


El título Grito de Mujer es totalmente sintomático y dramático en pleno siglo XXI. Asistimos a los principios de un nuevo milenio cargados de ya no tan nuevas tecnologías para constatar que el ser humano sigue luchando contra sí mismo.







Antología poética.
Porque el poema suele ser un arma
cargada de futuro o de denuncia


El discurso halagüeño se deshace en la lengua, buscando auxilio en el Hombre -en mayúsculas- de acción, que deje de susurrar y pueda lanzar su voz para ser escuchado.

Y la mujer -en esta sociedad que muy lentamente se va espulgando del machismo oscurantista- tiene que gritar mucho más fuerte, como una flor en pleno desierto que ansía la vida y que siente todo en su contra.






Pero esas Flores del desierto no deben olvidarse que, para bien o para mal, esta sociedad ya no es un desierto, no es una soledad ignota. Este desierto se asemeja más a las soledades gongorinas, donde hay buena gente, hombres y mujeres que luchan para que todos sean felices, a pesar de que su dolor y su padecimiento no exista para los "gobernantes" o la "casta poderosa". Tal es el caso de la iraní Soraya Manutechehri, apedrada hasta morir el 15 de agosto de 1986, cuyo sufrimiento resuena entre los asistentes a este Festival internacional de poesía y arte.


Con la pintora Emilia Díaz (visitar  Emilia Díaz),
experta en miradas y futura escritora


Sí, es un festival de poesía y arte, porque ¿acaso hay algo más íntimamente humano que el arte y la poesía?, ¿acaso hay algún remedio más eficaz contra la desigualdad, la indiferencia o la brutalidad que el alzarse victorioso con una sonrisa y gritarle al mundo que nunca nos rendiremos? 


La joven artista Alicia Bercan (Alicia Bergamín Canals) y su obra.


Algunas de las culpables.
Gracias por su voz, su talento
y su energía.


Ese Grito de Mujer es también el grito del ser humano, que ansía estar en paz consigo mismo, que desea romper las barreras mentales y darse un abrazo de reconciliación.

En este mundo difícil, los gritos que hoy damos deben convertirse en un diálogo fraternal, en la lengua universal del amor, la paz y la igualdad. 





Desde este humilde blog, dirigido por un "burrito", no me queda más que felicitar a las organizadoras y a los participantes de este evento. Me he quedado conmovido ante su lucha, en la que he querido participar por medio de este post. Sé que hay un camino largo por recorrrer, pero como concluiría el poeta: "...se hace camino al andar". 


                                                             


Yo me quedo con esta escultura de la joven artista madrileña Alicia Bercan, pues creo que sintetiza todos nuestros esfuerzos. Ojalá llegue el día en que todos seamos un solo cuerpo y una sola mente, una única y auténtica fusión:


Alicia Bercan
aliciabergamincanals@gmail.com